Australia, la gran decepción…

The Australian flag

Para todos los que me preguntáis si Australia merece la pena: NO!, en absoluto!

No me arrepiento del todo por haber emigrado a este país, pero tampoco me alegro especialmente, desde luego. Que me perdonen mis amigos “australianos” (algunos pocos residentes y otros muchos como yo, “emigrantes chusqueros”), pero Australia sólo quiere emigrantes si PUEDE BENEFICIARSE MUCHO de ellos. No son una sociedad en absoluto solidaria y, hasta cierto punto me parece bien, porque siempre he pensado que la solidaridad debe ser una OPCIÓN PERSONAL, no una imposición legal, como parece que hacemos estúpidamente en España, que tratamos mucho mejor a los emigrantes que a los propios residentes… (absurdo).

Pero creo que en Australia se pasan un poco, en mi modesta opinión. No sólo no tienes los mismos derechos que los residentes y ciudadanos australianos, sino que te sacan hasta el último dolar que pueden, jejeje… Y las matemáticas no fallan: En mi caso, a una semana de cumplir un año de estar por aquí, NO HE CONSEGUIDO AHORRAR NADA… Y eso implica que la gran inversión inicial que debes hacer para emigrar a este país no la he recuperado claro… Y eso que yo gasto poquísimo y puedo dar gracias de que he conseguido un “buen” trabajo (siempre mucho peor que el que pueda conseguir un “australiano auténtico”, claro). Los que no han tenido mi suerte, deben trabajar muchas más horas que las que el gobierno les permite. Parece que hacen la vista gorda porque saben que sino es imposible vivir y además, así se benefician más claro (nunca te hacen ningún favor, incluso aunque lo parezca, jajaja!).

En fin, Australia, lo siento mucho para todos los que no estén de acuerdo conmigo, pero ha supuesto una GRAN DECEPCIÓN para mí y para una gran mayoría de los que como yo, vinieron con muchas ilusiones, ganas de trabajar duro e iniciar una nueva etapa en sus vidas… La única diferencia entre los que pensamos así y los que no, es las ganas de ENGAÑARSE a sí mismos, jejeje… Porque un país que realmente “quiere” emigrantes, no les pone tantas pegas como nos ponen a todos nosotros en este país. En absoluto.

Mis planes ahora mismo son esperar a que se me acabe el contrato que tengo, y seguir buscando empleo en todo el mundo; a ver si algún país realmente necesita de mis servicios profesionales y no sólo sacarme toda la pasta posible hasta que me canse y me tenga que volver arruinado y decepcionado…

Australia is not a paradise at all… Don’t trust with people who are saying different…😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s