Naturofobia

frase-la-peor-arrogancia-es-la-arrogancia-producto-de-la-ignorancia-jim-rohn-148208

#Naturofobia: Dícese de la actitud de cierta parte de la sociedad, que con mucha arrogancia, desprecia la Naturaleza, porque dentro de su ignorancia profunda, le parece cruel y, por lo tanto, han decidido cambiarla a base de la manipulación y adoctrinamiento masivo de la sociedad.

El cerebro humano es muy PLÁSTICO y esto significa que puede ser manipulado incluso para ir contra su propio beneficio. Aquí radica el verdadero peligro de este movimiento que se extiende como si se tratara de una SECTA INTERNACIONAL… y que atropella hasta lo más sagrado, como es el derecho de los padres para decidir la educación de sus hijos…

El movimiento progresista o de izquierdas se ha erigido como el máximo exponente de este movimiento que, de no ser zanjado pronto, amenaza a la especie humana; no a la naturaleza que, realmente es mucho más potente de lo que estos estúpidos se creen.

Aborto libre, ideología de género, manipulación genética de embriones… :O

¿Vamos a hacer algo para evitar que esta gentuza acabe con nuestra Civilización? ¿O mejor dejamos que la imbecilidad profunda inunde nuestra sociedad y se hagan realidad esas películas apocalípticas donde el Hombre había perdido todo el sentido de la realidad y se reproducían todos con probetas o que, por conseguir los niños más guapos, se había perdido toda la capacidad de adaptación a los cambios del ecosistema?

Madre mía cuánta imbecilidad veo estos días… :O

Anuncios

¿Buenos y malos?

images

Siempre he dicho que los CREADORES DEL MAL, son los que creen en él.

Los que creen en el Mal, buscan protegerse del mismo, obviamente. Algunos de ellos, se auto proclaman como los heroes del momento, y “salen” a defender los que como ellos, son los “buenos”, pero a diferencia de ellos, son débiles para defenderse solos… Estos auto-proclamados héroes son los llamados comunistas.

Un comunista es un auto-proclamado héroe que busca instaurar un “reino de Bondad”, luchando despiadadamente contra las “fuerzas del mal”, que está convencidísimo existen.

Por eso, la primera regla “del buen comunista” es pensar que si no estás con él, estás contra él. Por eso son totalitarios: Su palabra es “palabra de Dios” y si vas contra ella, debes morir o, por lo menos, deben destruir tu actividad maligna y nociva.

A partir de esta concepción básica, muy infantil e inmadura, que es la creencia en el Bien y el Mal como conceptos ABSOLUTOS, estos personajes montan todo su “circo comunista”.

En el circo comunista, cualquier “travesura” es tachada de “maldad” y se busca al culpable para tacharlo y destruirlo de la forma que sea. El ejemplo más típico es la dualidad rico-pobre (malo-bueno): Si eres rico, existiendo pobres, por fuerza tienes que ser muy mala persona y debes pagar por eso.

El carácter tremendamente místico del comunismo (creencia en lo bueno-malo) es paradójico con su obsesión continua: El dinero (misticismo versus materialismo?) Un comunista, reduce sus criterios para saber si algo es bueno o malo al dinero: Si tienes más que los demás eres malo (cuanto más, más malo). Contrariamente, eres bueno (con la misma proporcionalidad). De esa forma, la misión esencial del comunista es robarle al rico par dárselo al pobre y de nuevo con la misma proporcionalidad: Le robará más al más rico. Pero robar siempre robarán, en función de tu nivel de bienestar. Otra cosa, es que para conseguir votos, te digan que sólo robarán a los super-super-malos y que a ti, que sólo eres un “poco malo” te dejarán tranquilo, jeje… Y vas tú y te lo crees, jeje…

Un comunista, siempre te robará, si tienes esa “desgracia” de ser lo que ellos consideren “no pobre”. Porque, simplemente, lo más ricos se escaparán de las zarpas del comunista y entonces te “tocará la china”.

Con el tiempo, siguiendo ese modelo de robar a ricos y no tan ricos, para dárselo a los pobres, habrá cada vez más pobres por la cuenta que les trae (dinero gratis) y, obviamente, menos ricos, que o bien habrán sido arruinados por el comunista o bien se habrán podido escapar de ese infierno a tiempo.

Y mientras tanto, ¿quien produce? Nadie.

Los pobres andan muy ilusionados con su Papá-Mesías que les trae las sobras a la boca, para que sólo tengan que masticar esa basura. Y los pocos ricos que aún queden (cada vez menos) andan muy asustados como para producir de una forma realmente eficaz.

Es decir, o bien el comunista se pone muy serio y esclaviza a toda la sociedad (obligandola a trabajar por el régimen) o el sistema comunista colapsa. Normalmente, tarde o temprano colapsa, aunque hay ejemplos de sociedades que ya han nacido siendo esclavas y no reaccionan porque no conocen la libertad y entonces esos regímenes comunistas pueden perpetuarse (Cuba).

Por lo tanto, si os fijáis, los comunistas, como fieles seguidores de la creencia en la dualidad Maldad-Bondad en la sociedad, acaban siendo aquello que supuestamente querían eliminar: La Maldad en la sociedad.

Desde el planteamiento contrario, no pensamos que los comunistas sean malos (caeríamos en su misma trampa). Sólo pensamos que son muy ignorantes al no ver unas de las máximas naturales esenciales: La inexistencia de esa dualidad a efectos generales. Si a esa ignorancia le sumamos una carga de EGO importante, tanchannn…, ya tenemos el “malo perfecto”: El que se ha auto-proclamado el defensor de los buenos y débiles, el comunista!.. 😉